LA CANTERA DEL OCB COMPLETA LOS ENTRENAMIENTOS DEL PRIMER EQUIPO

Al igual que en otras temporadas, varios integrantes de la cantera del Liberbank Oviedo Baloncesto se han puesto a disposición del cuerpo técnico del primer equipo para completar las sesiones de entrenamiento.

El jugador que repite esta experiencia es Fran Sánchez, nacido en el año 2002, quien comienza esta temporada su etapa como sénior y lo hará en el equipo de Primera Nacional del OCB. Fran es uno de los jugadores que más años lleva jugando en el Liberbank Oviedo Baloncesto, ya que entró siendo benjamín y ha estado en el club ovetense desde entonces, cumpliendo así diez temporadas en el OCB e iniciando su undécima campaña. Fran Sánchez comenta: «Ya es mi segundo año haciendo la pretemporada con el primer equipo. Es una experiencia que sirve para mejorar muchísimo y aprender. Afronto este momento con mucha ilusión y ganas. A pesar haber estado tanto tiempo parados por culpa de la pandemia, me estoy encontrando bien en la pista. La verdad es que ya apetece volver a la normalidad y a la intensidad de los entrenamientos». 

Por otro lado, el jugador canario Gonzalo Huerta también se ha unido a estas sesiones de pretemporada. Gonzalo jugará este año con Fran Sánchez en el equipo de Primera Nacional en la que será su primera temporada en el OCB, ya que llegó este verano a Oviedo desde Las Palmas de Gran Canaria. Nacido también en 2002, Gonzalo Huerta ya sabe lo que es formar parte de la cantera de un equipo profesional, ya que inició sus pasos en el baloncesto de la mano del Herbalife Gran Canaria. Posteriormente, jugó durante cuatro años en la Canarias Basketball Academy, un centro de alto rendimiento, para finalizar su etapa de junior en el Club Baloncesto Telde. Este año, Gonzalo tomó la decisión de mudarse a Oviedo gracias a que tiene familia en la ciudad, y eligió este destino en su futuro profesional porque «era el mejor destino para cumplir mi sueño de ser jugador profesional de baloncesto». Además, sobre esta experiencia, Gonzalo destaca mostrarse «muy contento de cómo me han acogido, tanto el cuerpo técnico como el equipo. Al ser gente joven, nos entendemos bien en la cancha, y se ve que hay buen ambiente, energía y ganas de hacerlo bien. También he estado hablando tanto con Saúl Blanco como con Oliver Arteaga, y es de agradecer su veteranía, los consejos que te dan, ya que al ser un jugador joven y con poca experiencia, hablar con ellos te ayuda a aprender y mejorar».

Finalmente, Alejandro Rodríguez, quien el pasado verano comenzó a jugar con el primer equipo, también se ha incorporado a estos entrenamientos junto a la plantilla, y valora cómo está siendo esta vuelta al trabajo y el contacto con los nuevos compañeros: «El ambiente con los nuevos jugadores es muy bueno. Personalmente, estoy contento con todos los integrantes del equipo, y ya tenemos una buena química. Al final, todos tenemos amigos comunes, y eso va haciendo que la confianza vaya subiendo. En cuanto a los entrenamientos, también muy positivo. Vamos subiendo poco a poco la intensidad gracias al preparador físico Pedro. Estamos haciendo trabajo sin defensa, centrándonos en los aspectos técnicos, en ocupar bien las posiciones y luego trabajo de cardio para coger ritmo de competición. A ver cómo se plantean los siguientes entrenamientos, pero desde luego estoy muy contento con cómo está yendo todo hasta el momento».